<img height="1" width="1" style="display:none;" alt="" src="https://dc.ads.linkedin.com/collect/?pid=95791&amp;fmt=gif">

CRM es una herramienta de marketing que se está utilizando para mejorar la eficiencia de las acciones y está cobrando importancia porque permite optimizar la gestión, así como el tratamiento de los clientes y prospectos.

 

Las siglas CRM hacen referencia a Customer Relationship Management y regularmente se refieren con las siglas al software que permite organizar bases de datos, hacer listas, contactar clientes, realizar envíos masivos de emails, revisar, pero también estudiar comportamientos e incluso hasta elaborar reportes de las estadísticas mensuales. Sin duda, el CRM es una herramienta que facilita la vida en las ventas y el marketing, pero ¿será que esto sólo es para las grandes empresas? La respuesta es no, también está CRM para pequeñas empresas y les ayuda a aumentar la competitividad. ¿Cómo?…

 

Innovando

Para ser competitivo hay que innovar con herramientas que permitan mejorar los procesos de comercialización y atención al cliente; precisamente eso es lo que brinda un software CRM al otorgar elementos para que los procesos sean más efectivos, pero también eficientes.

También podría interesarte: 5 estrategias de marketing digital que te posicionarán como una empresa innovadora

 

Integrando tecnología

A veces se considera que la tecnología sólo es para las grandes empresas; ¡error! La verdad es que las pequeñas empresas tienen el derecho de integrarla y también tienen la capacidad de hacerlo. Perfectamente una herramienta de gestión de relaciones con el cliente se puede adaptar al presupuesto de una empresa micro, pequeña o mediana y agregarle valor, mejorando al mismo tiempo, su competitividad.

 

Fidelizando clientes

Una herramienta tecnológica que permite gestionar las relaciones con los clientes está orientada a la fidelización de los mismos; aspecto importante para ser competitivo en un mercado.

 

CRM, lo que permite es crear una comunicación constante, respuesta inmediata, efectiva, pero también acercamiento, que se traduce en lealtad de los clientes hacia la marca.

También podría interesarte: Realidad aumentada en Guatemala: una estrategia diferente para fidelizar

 

Analizando

Para estar un paso adelante, realizar un análisis de la empresa y el mercado previo a la actuación, es fundamental para obtener éxito, pero también es un punto de diferenciación, así como de competitividad.

 

Las herramientas de gestión de datos como los CRM, permiten realizar un análisis completo de los potenciales clientes, de los que ya lo son y también de la competencia.

 

Siendo productivos

Invertir menos tiempo en algunas actividades, así como realizar más en menos, es una de las variables que se deben mejorar para ser competitivo en un mercado dinámico.

 

Al organizar bases de datos, contactar prospectos a tiempo, realizar listas  de forma rápida, crear efectivas campañas de email marketing de forma práctica, etc. son aspectos que aumentan la productividad del personal, pero también de los procesos y en general, de la empresa, y todo ello se traduce en competitividad.

 

En un mercado como el actual más vale ser dinámico y sobre todo competitivo y con CRM se puede lograr porque se maximiza la inversión y la rentabilidad, pero también se innova, aumenta la productividad y fidelizan los clientes; logrando la preferencia ante la competencia.  

 

Notas Relacionadas

Ir al blog
Descubre por qué
somos la agencia que necesitas.
Ponte en contacto y te guiaremos por el resto.
Iniciar mi estrategia