Menú
Autor:
6/04/15 9:33
Compartir en:
MAS Digital
Autor MAS Digital
6/04/15 9:33
Compartir en:
  

5 tipos de contenido que no deben faltar en tu social media

blogs6-1

Las publicaciones de social media que realices  para ti o para tus clientes deben caracterizarse por su frescura, originalidad y dinamismo. No querrás caer en la rutina o limitar tus posibilidades a unas pocas para utilizarlas una y otra vez. En el inbound marketing hay muchos factores que debes tomar en cuenta para elegir los tipos de contenido que no deben faltar en tu social media. Estos te servirán para mantener vivos y productivos los distintos perfiles de las redes sociales que manejas.

Algunos de los factores en los que debes pensar antes de producir y publicar son el tipo de empresa para el cual se harán, las plataformas que vas a utilizar y, por supuesto, el público objetivo al que llegarán. Esta es la más importante ya que, al conocer a tu target, sabrás cuáles son los formatos que estos usuarios prefieren, en qué redes sociales se mueven, qué información les interesa y cuáles son los que más querrán compartir.

Además de los que te presentaremos, debes tener muy presente que la mayoría de ellos, si no es que todos, deben ir siempre acompañados de textos propios. La extensión de estos depende de la red en la que publiques y la naturaleza de la publicación. Muchas veces el texto será el protagonista y el otro elemento solo complementará. Sin embargo, muchas veces el texto será un pequeño complemento del elemento que hace de protagonista de la publicación. En general los formatos más útiles, flexibles y funcionales en inbound marketing son:

  1. Imágenes

Esta clase de contenido es vital en el social media de cualquier tipo de empresa, marca o institución. Incluso si la parte principal del post es el texto, una imagen ayuda a hacer la publicación más digerible de leer y más dinámica. Puede también ser explicativa y complementaria de lo que el texto dice. Estas abarcan una variedad amplia, puede tratarse de imágenes con fines puramente gráficos e ilustrativos como de fotografías, gifs y animaciones complementarias o informativas, visualizaciones explicativas e incluso infografías.

  1. Videos

Este contenido puede compartirse en la mayoría de redes sociales, aunque con distintas duraciones, en algunos casos. Una de las recomendaciones para los videos es que sí contengan aunque poco, un texto escrito a modo de descripción y que no sean más largos de lo necesario, pues no quieres aburrir a la audiencia o que tarde una eternidad en cargar. Estos son muy útiles para que la información sea sintetizada de forma rápida y concreta.

  1. Datos propios

En inbound marketing, es muy importante que, además de información de otras fuentes, también utilices tus propios datos para crear publicaciones originales. Esto te dará autoridad en el mercado. Puedes utilizar tus propias estadísticas o estudios para autopromocionarte, aunque no debes abusar de ello, o para demostrar un punto sin necesariamente hacer publicidad sobre la misma en sí.

  1. Polémica

Esta clase de material genera mucho tráfico en las redes, lo que puede beneficiar a la marca que estás impulsando. Toma en cuenta que estos temas pueden llegar a ser muy delicados y dañar tu imagen corporativa no es lo deseable. Por ello debes utilizar estos temas siempre que la polémica no afecte a la marca sino, por el contrario, la favorezca.

  1. Creaciones de los usuarios

Esto es muy propio del inbound marketing en una estrategia de social media para generar más engagement con los usuarios. Puedes lograrlo al organizar concursos, motivando a tus seguidores a participar y crear contenido sobre tu marca que luego publicarás en tus perfiles sociales. Sirve mucho recompensarlos por su creación con lo que podrás fidelizar clientes satisfechos.